Preocupante, crímenes cometidos en Chiriquí, dice cardenal Lacunza

18/3/17 - 12:00 AM
Según el obispo de la diócesis de David, el sistema educativo en el país está más preocupado en la educación intelectual que en la de valores, dando como resultado la situación que se vive en la región.

Sede del Ministerio Público en la provincia de Chiriquí, donde se llevan las causas penales. /Foto José Vásquez

  • José Vásquez | [email protected] | @periodistajose                                            

El cardenal José Luis Lacunza, obispo de la diócesis de David, aseguró ayer viernes que es preocupante los homicidios y femicidios que se registran en la provincia de Chiriquí, lo que demuestra que hay una pérdida de valores en la sociedad, siendo estos hechos cada día más impactantes.

"Yo creo que esto es producto de varios factores, desde la desintegración familiar, el sistema educativo y los medios de comunicación", afirmó Lacunza.

Subrayó que "estos factores influyen en los jóvenes que no tienen a nadie que les ayude, atienda lo que ocurre y hacen lo que les da la gana, y al final son estas personas las que se ven involucradas en estos tipos de hechos", acotó.

Sostuvo que el sistema educativo en el país está más preocupado en la educación intelectual que en la educación de los valores; dando como resultado la situación que actualmente se vive no solo en la provincia de Chiriquí, sino también en el resto del país.

Agregó que en muchos hogares se da la violencia entre los propios padres, se nutren de películas donde prevalece la violencia, incluyendo los programas de televisión, aplicando los mismos mecanismos de crueldad contra los propios seres humanos, ocasionando hechos que conmocionan a la sociedad cuando se conocen.

El cardenal señaló que es necesario que los padres asuman su rol en la educación de sus hijos y el Ministerio de Educación debe cumplir con su labor de formación en los valores morales y en la orientación adecuada de los jóvenes.

Indicó también que el aumentar el número de policías en las calles no va a resolver el problema, y puso como ejemplo el conductor de un auto que va a velocidad, y el que viene en el paño contrario le indica, a través del cambio de luces, que hay un retén o unidad del tránsito, y baja la velocidad, pero después que pasa, la vuelve a aumentar; así mismo ocurren los hechos.

Lacunza expresó que la ley del temor, en el caso de aumentar el número de unidades de la Policía Nacional, sirve como un paliativo, pero no forma; y se debe trabajar en la sociedad para evitar que sigan generándose más casos violentos entre la población, en especial entre los propios cónyuges.

Según el fiscal de Homicidio y Femicidio en la provincia de Chiriquí, Humberto Rodríguez Batista, los homicidios y femicidios se registran por la falta de tolerancia, comunicación y respeto, son elementos que están desencadenando la violencia y esto deja como resultado los hechos violentos y traumáticos.

"Quitarle la vida a una persona, por ejemplo, porque ya no quiera continuar con otra en una relación de pareja es nefasto; nadie es dueño de nadie, y se debe considerar que si una relación se destruyó por falta de valores y otras causas, como seres humanos deben considerar alejarse y no llegar a los hechos violentos de homicidio o femicidio", manifestó el fiscal.

Claves

Crímenes

En el presente año en Chiriquí se registran 4 homicidios y 1 femicidio; en este momento se investiga la desaparición de la joven Lilia Orocú, donde se ordenó la aprehensión de su compañero sentimental. El fiscal de Homicidio y Femicidio en la provincia de Chiriquí, Humberto Rodríguez Batista, confirmó que en enero se dieron 2 homicidios, en febrero, 1 femicidio, y en el mes de marzo van 2 homicidios y un caso en proceso de investigación.

Opinión

Para el empresario y expresidente de la Cámara de Comercio, Industria y Agricultura de Chiriquí, Reinaldo Serracín, es lamentable que en esta región se sigan cometiendo homicidios y femicidios, cada día unos más violentos que otros, sin que se tomen los correctivos por quienes tienen el deber de brindar seguridad.