El nuevo Kenny no le pone presión a Chiriquí

12/2/18 - 12:00 AM
La tropa chiricana sabe que muchos aficionados sueñan con celebrar en grande al final de la temporada mayor. Ellos de momento se toman la situación con tranquilidad, porque saben que es un privilegio contar con un moderno estadio.

Chiriquí ganó su último campeonato de béisbol mayor en 2015, cuando venció en la final a Panamá Metro. /Foto Cortesía

  • Karol Elizabeth Lara | [email protected] | @KarolElizabethL                                            

El próximo mes, el béisbol chiricano empezará una nueva era cuando el estadio Kenny Serracín abra sus puertas.

Con una casa de estreno, la expectativa de sus aficionados (acostumbrados a brillar en este deporte) es que a final de temporada la fiesta se complete con la conquista del título mayor.

Sin embargo, en la novena no hay presión. Aunque el equipo tuvo un comienzo de pretemporada agitado por el tema del incumplimiento en el pago de los salarios, el equipo afronta con tranquilidad la campaña que se avecina.

"No (hay presión), la verdad es que genera satisfacción jugar en un estadio de esa magnitud. Lo hacíamos en Dolega, pero ese estadio no llena las expectativas del béisbol moderno", dijo el técnico José Murillo III.

El Kenny se inaugura el 23 de marzo con el juego entre Chiriquí y Herrera. Los chiricanos llegarán al torneo con la mentalidad de ser campeones, tal y como lo hicieron en 2015, cuando ganaron su corona 13.