opinion

Sísifo III

Porque la aceptación del Absurdo es, ante la noción de saber que nada tiene sentido, la única salida de esta bifurcación en la que se estaba encerrado.

Alonso Correa | opinion@epasa.com | - Actualizado:

Sísifo III

Ahora estamos encerrados en esta encrucijada, sin ninguna vía de escape, sin una salida de emergencia. Ahora, enfrentados ante la cruda realidad del Absurdo, ¿qué más nos queda?, ¿qué más tenemos por hacer?, ninguno de los callejones llevaban a algún sitio. Nos encontramos estancados en el lugar, abandonados de toda esperanza, incapaces de hallarle el sentido de una vida que jamás lo tuvo. Ahora, encerrados entre la muerte, literal y metafórica, reflexionamos sobre el castigo del rey Sísifo. Del ladino regente que engañó hasta a la muerte misma. Condenado a repetir, penitente, un castigo fútil e irrelevante por toda la eternidad.

Versión impresa

Pero, tal vez Sísifo, encerrado en la reiteración de su sentencia, al igual que los que recorren hoy esta encrucijada, se encuentren con una solución que podría desempolvar la esperanza ya perdida y retornar la brillante luz de la alegría a la vida del absurdista. Así como concluyó Camus, esta cuarta salida de la intersección está escondida frente a los ojos del desesperado, oculta a plena vista. Y es que esta vía no solo podría atraer una renovada visión de optimismo al diario accionar de un individuo inundado por el Absurdo sino que además, así como Sísifo ante el castigo de los dioses, convertiría el castigo mismo en un espejo de certidumbre que reflejaría la virtud de un futuro consciente.

Porque la aceptación del Absurdo es, ante la noción de saber que nada tiene sentido, la única salida de esta bifurcación en la que se estaba encerrado. Porque una vez que Sísifo lleva el peñón hasta la cima y le sonría a sus verdugos antes dejar caer la pesada piedra hasta el pie de la montaña para de nuevo repetir su labor, el castigo se convierte en penitencia para sus victimario, una vez que se acepte la inevitabilidad del Absurdo consciente, este deja de ser un peso para el individuo.

Pero esta aceptación no debe convertirse en resignación, esta aceptación no es una visión de desinterés ante la condición en la que se encuentra el recluso de estas calles. Porque al Absurdo hay que enfrentarlo, rebelarse ante él una y otra vez, día tras día, consciente de que sigue ahí presente frente a nosotros y aunque la propia existencia del que deambula por estas callejuelas se muestra inalterada, nunca se deberá perder el desprecio ante el Absurdo, no se le deberá dejar ganar.

Al Absurdo se le combate con empuje y cabeza, con la espada del hombre rebelde, demostrándole en cada segundo que no se le deje ganar, aún cuando la vida no tenga ningún sentido, aún cuando las acciones metronómicas de la cotidianeidad sigas su curso, el no sucumbir ante las otras vías de esta encrucijada es, en ese nimio acto de decisión consciente y activa, el mayor ataque ante el Absurdo. Porque la vida, sin el grueso velo de la insustancialidad de las acciones, se aleja del absurdo. La vida, con el disfrute de los minúsculos momentos de plena percepción del momento, elimina, por un preciso segundo, el Absurdo, borra las vías que retienen al castigado.

Y es que el premio, el trofeo por haber descubierto al Absurdo, haberse enfrentado y rebelado ante él es la libertad plena, es la ruptura de las cadenas que mantenían cautivo al propio absurdista. Porque el individuo inconsciente del Absurdo, fatuo y cándido, alardea de la falsa ilusión de una libertad esclavizado. Cree, por desconocimiento, que sus actos, guionizados y dirigidos por el Absurdo, son suyos, pero aquel absurdista consciente que revela y se rebela ante el Absurdo puede y debe utilizar esta nueva noción de su situación para liberarse de sus grilletes y alcanzar una libertad plena.

¡Mira lo que tiene nuestro canal de YouTube!

Etiquetas
Por si no lo viste
Regístrate para recibir contenido exclusivo
Más Noticias

Variedades Netflix: Lo más visto en Panamá

Nación Economía panameña en 'estado delicado'

Deportes Panameño Omar Hinestroza aspira a ganarse un lugar en el Walter Ferreti

Opinión Modernización progresiva y competitividad tecnológica

Mundo EE.UU. ofrece $8 millones por información para capturar a líderes del Clan del Golfo

Economía ¿Qué debes considerar al momento de decidir cambiar de trabajo?

Variedades El 'boom' de los conciertos latinos

Deportes Gonzalo García: 'Hay que hacer una liga de muchos meses'

Economía Monjasa beneficiada por vínculo entre Araúz y Torres

Opinión Claves para incrementar la audiencia en la Copa América

Política Mulino nombra a cuatro asesores presidenciales

La columna de doña Perla La columna de Doña Perla

Nación MOP reconoce irregularidad en puente de Burunga

Deportes Jorge Dely sobre actuación de la Su-23: 'Es una verdadera decepción'

Sociedad Temporada lluviosa traerá días difíciles, advierte ministro

Opinión Mensaje a los Panameñistas

Política Mulino se reunió con diputados electos del Partido Popular

Variedades Pasta, una opción que puede salvar tus comidas

Deportes Chiriquí y Coclé tienen buena la tarde en el béisbol U12

Judicial Kenneth Darlington, condenado a 48 años de cárcel por doble homicidio

Economía 'Viene una temporada difícil; no hay número que no esté en rojo'

Deportes Panamá pasa la página de Italia; va ante Japón en el Maurice Revello

Política Alejandro Pérez apelará tras inadmisión de impugnación en el 8-4

Variedades El enojo no es sinónimo de violencia

Sociedad Mulino nomina a Dustin Guerra como director de SERTV

La columna de doña Perla La columna de Doña Perla

Deportes  Pitazo: Panamá cumple ante Guyana y Montserrat; falta Copa América

Economía Panamá inaugura oficinas regionales para la investigación agrícola

Política Tribunal Electoral ha atendido 24 impugnaciones

Nación Países de la región poco hacen para bajar la migración irregular

Deportes Portugal entre las favoritas en la Eurocopa 2024

Sociedad Panamá aspira a acoger reunión de la OEA en 2026

Suscríbete a nuestra página en Facebook